Todo sobre  protección solar

 

A estas alturas ya todo el mundo sabe que tomar el sol sin protección puede producir cáncer de piel en el futuro, pero son infinitas las consultas que recibimos estos días relacionadas con el sol ¿Nos podemos quemar en un día nublado?, ¿qué es la capacidad solar?, ¿cuál es la diferencia entre los rayos UVA y los UVB?, ¿qué parte de la piel es más sensible al sol?. Conocer las respuestas puede ayudarnos a proteger nuestra piel de los efectos nocivos del sol y a exponernos a las radiaciones de una manera más segura.

 

  • El estilo de vida ha cambiado y la capa de ozono se ha degradado dejando que la atraviesen los rayos más peligrosos. Por tanto, hoy nos arriesgamos más que en el pasado cuando nos exponernos al sol.

  • El daño del ADN en la piel se produce cuando, en las capas viables de la piel, las células sufren fuertes radiaciones de rayos UVA y UVB sin protección. Es entonces cuando el mecanismo de recuperación propio de las células deja de funcionar correctamente.

  • La radiación ultravioleta reduce las vitaminas E y C de la piel.

  • La fuerza con la que se refleja el sol es variable: el césped refleja el 3% de la radiación solar, el agua entre el 5 y el 10%, la arena entre el 15 y el 30% y la nieve hasta el 85%.

  • La capacidad solar es la cantidad de sol que nuestra piel puede aguantar sin correr riesgo de padecer cáncer.

  • La exposición solar reseca y deshidrata la piel, aunque mejora temporalmente la pieles acnéicas y con manchas.

  • Las radiaciones UVA son la principal causa de las alergias al sol porque penetran en la profundidad de la piel.

  • El autobronceado es una forma segura de broncearse, eliminando el riego de aumentar el envejecimiento de la piel y un potencial cáncer.

  • En las pieles maduras la protección solar resulta más importante que nunca ya que se tiene menos melamina.

  • Una exposición solar excesiva acelera el proceso de envejecimiento, provoca más arrugas y pigmentación y se hace más visible debido a que la capa superior de la piel se endurece.

  • El sol y el calor aumentan la contaminación urbana, lo que genera radicales libres.

  • Deben aplicarse productos con un factor de protección alto, a partir de 30 spf, desde la infancia, ya que pueden reducir en gran medida las posibilidades de contraer cáncer de piel.

  • Cuanto más cerca de los trópicos y a más altitud se esté, más fuertes son los rayos UVB.

  • Los rayos UVA tienen efectos de envejecimiento, atacan a la elastina y al colágeno. Los UVB queman y pueden provocar cáncer. Los infrarrojos generan calor, provocan enrojecimiento, dilatan los vasos, acentúan la cuerposis y pueden incrementar los daños de los UVA y los UVB.

  • Las nubes filtran un 50% de los rayos UVB. No obstante los peligros de los UVA son los mismos que en un día soleados.

  • Es muy importante hidratar la piel antes de exponerla al sol.

  • La crema solar debe renovarse cada verano, aplicarla media hora antes de la exposición y volver a ponérsela cada dos horas mientras se permanezca al sol. Tirar a la basura las cremas de año anterior.

  • Cuando se está embarazada, la piel sufre cambios hormonales que pueden provocar desórdenes pigmentarios. Estos pueden agravarse por la exposición al sol.

  • La protección solar no borra los daños producidos en anteriores exposiciones.

  • Los antioxidantes neutralizan los radicales libres, ayudan a evitar las quemaduras, el enrojecimiento y el daño que produce la oxidación.

  • El sol produce cuatro tipos de cáncer distintos: los epiteliomas, los basaliomas, los espinaliomas y los melanomas.

  • Los labios son la parte de la piel más sensible al sol debido a que no tienen protección natural ni glándulas sebáceas ni grasas.

  • Las radiaciones UVA son peligrosas durante todo el día, mientras que las UVB son más dañinas entre las 12 de la mañana y las 4 de la tarde.

  • Las pieles más morenas no son menos propensas al fotoenvejecimiento.

  • La protección solar bloquea el 99% de la radiación UVB y el 50% de la UVA.  

Más información sobre bronceado

 

© Copyright. Aviso legal Websites